4 mar. 2011

Nokia, el Guerrero que no se dejó robar

Y pues algún día tenía que pasar. Yo ya estaba siendo bendecida por los Apus al no sufrir ningún susto con la seguridad en Lima. Pero ayer, un ligero descuido pudo costarme volver a las estadísticas de los asaltados.

Había salido del cine con 2 chicos que acababa de conocer en persona. (bueno, la anécdota ahí fue reconocer a esos chicos ... pq sus fotos no ayudaban mucho xD) ... luego de ver la película Saw 3D (cuya crítica quizás vaya para otra Web) tomé la combi que iba para la Av. Faucett. Recuerdo que ahí fue donde cometí el primero -quizás el único- error de la noche: abrí un poco la ventana. Hacía mucho calor y yo quería algo de aire. la ventana no se abría con mucha facilidad, requería fuerza por lo que deduzco que el asaltante sí la tenía.

Cuando se te toca estar al costado de una ventana se hacen algunas cosas que debes tomar en cuenta:

  • No saques el celular... así tengas la ventana cerrada, pero sin ese seguro... el seguro de la ventana es vital
  • Si Necesitas tener la ventana abierta .. no saques el celu
  • Si necesitas sacar el celu y tener la ventana abierta, sólo sácalo cuando el carro esté en movimiento, no estacionado en el paradero
  • Si no necesitas el teléfono para hablar, pero sí para mandar mensajes u otras acciones.. llévalo a la altura de tu cintura... por debajo del nivel del borde de la ventana... así no es visible desde fuera de la luna. Mientras más abajo, mejor.
  • Si llevas cartera o mochila, ponla debajo entre tus rodillas, de ser posible enreda un poco las asas


Estaba en el puente de la Av. Colonial y tenía sólo 3 cm. de ventana abierta... suficientes para la tragedia. De pronto, sin darme tiempo a reacción... ya había una mano dentro de la combi queriendo coger mi celu... yo lo tenía agarrado con la mano, pero no ejercí fuerza extra para evitar el arrebato. De hecho, en ese momento me preocupé un poco más por mi mochila que sólo estaba encima de mis piernas. De ser un ratero más astuto (o malvado)  podría haberse llevado mi mochila ya que tenía toda la ventana abierta a su disposición para sacarla, pero afortunadamente no lo hizo. Yo creo que pensó que sólo el celular podría darle dinero... de hecho, así era, pero todos sabemos que cuando nos roban la cartera o mochila, se pierden nuestras tarjeta o documentos y volver a sacarlos, bloquearlos puede afectarnos muchísimo.

Siendo sincera, no sé por qué no pudo realizar su cometido. Quiero creer que tenerlo muy abajo del nivel de la ventana no sólo ayuda a que no visualicen el celular, sino les dificulta quitártelo y sacarlo. Como mencioné antes, no ejercí mucha fuerza, ni forcejé con él... generalmente me bloqueo y mis acciones podría ser más torpes. Otra razón pudo haber sido el protector que usa el Nokia C3... lo hace menos "resbaloso" por así decirlo y dificulta que te lo arrebaten. Felizmente!!

Una cosa muy curiosa que sucedió durante el incidente fue que creo haber emitido un sonido como "UUUuuuuu" ... en vez de dar un grito escandaloso... será que fueron las fuerzas de la "Garra Crema"??? será que ese sonido producía espanto para el asaltante??? No sé...  Luego que se fue el ratero sin quitarme nada sólo atiné a decir "IMBÉCIL!"  y cerré la ventana con la ayuda de la persona que se sentaba delante mío.

Luego obviamente sentía la respiración más rápida y luego de un gran respiro largo, me sentí de lo mejor al haber sobrevivido ganando una pequeña batalla a la delincuencia sin haber aprendido ningún tipo de defensa personal (creo q eso será objetivo para el 2012) La delincuencia está a la vuelta de la esquina señores y TODOS LOS DIAS que tomo la mototaxi a mi casa pasada las 11 de la noche me pregunto: Y qué pasa si el que se sienta a mi costado de la moto es un ratero?, si el mototaxista me quiere robar? que haría en ese momento? Me temo que tendría que acceder a perder lo que poseo materialmente.... felizmente, hasta ahora, siempre he podido llegar a casa sana y salva.