15 oct. 2008

Es lo Houston pe varón!

y se oían las olas del mar...



Bueno. Los días jueves y viernes fue una pelea campal de discusión interminable por decidir a qué restaurante iríamos el lunes.

Nos decidimos por una cebichería que los comensales no conocían más que una persona que lo recomendó y uno de los jefes (el que luego pagó)

Tengo que colocar mi crítica del restaurant... jaja.. lo que puse en un correo, luego de la pregunta que hizo quien recomendó el lugar (el que comía pato) y que no pudo ir por motivos externos,

La pregunta era: ¿Y qué tal la jama ah?

Mi respuesta fue la siguiente:
chévere, pajita y pulenta

jajja

nos atendieron rápido... pero creo que esperaban que llenáramos el cupo de la reservación (15 pero fuimos 11).... asi que dijimos que "unos" habían tenido percance y no podrían venir


comida:...... muy rica

chicha... dulce , pero rica

cancha... harta.. incluyeron panecitos con una salsa buenaza

y hemos puesto en validación tu método de paga... jejjejee.. "X" sacó la visa y pagó... ahora toca a "Y" sacar cuentas y que cada uno ponga lo que consumió mas la parte correspondiente de las agasajadas.


Luego de eso, me responde con la moraleja de las "comidas en grupo", en donde todos debemos a aprender el valor de la equidad, la justicia y la sensatez:

Quizás para algunos sea tonto eso, pero es lo houston pe varón!, cada quién asume lo que consumió…

El desbalance patrimonial para algunos es garrafal! Más aún cuando tienes a un "X" que te eleva la cuenta con todo lo que traga!!




[*] El título del post es gracias al "comedor de patos" ... jaja... como ustedes acaban de leer.